MEDIAS DE COMPRESIÓN EN EL DEPORTE: ¿Para Durante el Ejercicio o Post Ejercicio?¿Qué dice la ciencia?

by Dr. Urdampilleta
in Blog
Visto: 77

Jokin Atxaga Txintxurreta1 y Aitor Viribay Morales2 y Aritz Udampilleta3

1 Preparador Físico de Elikaesport

2 Nutricionista en Formación de ElikaEsport – Dr Urdampilleta

3 Director de la Escuela de Nutrición Deportiva – Elikaesport

www.drurdampilleta.com  

Introducción

Las prendas compresivas son, ya desde hace unos años, habituales en el deportista, sea cual sea el nivel y la modalidad del mismo. Existen infinitas marcas, modelos, colores, presiones, longitudes, etc. que caracterizan las distintas prendas de este tipo. Estas se utilizan en distintos momentos del ejercicio físico, bien durante el mismo, como después, en la fase de recuperación. Dentro de los Métodos de Recuperación son también habituales, junto a otros métodos como la inmersión en Agua Fría, el Foam Roller, etc. (para saber más, el Libro Métodos de Recuperación de la Editorial Elikaesport: http://elikaesporteditorial.com/inicio/22-metodos-de-recuperacion-deportiva.html ) Sin embargo, ¿Conocemos realmente lo que dice la Evidencia Científica al respecto?¿Somos conscientes del beneficio que nos aportan y de las desventajas que nos suponen?

En este artículo, hacemos un breve repaso a lo que actualmente dice la Ciencia sobre dichas prendas y tratamos, al mismo tiempo, las posibles Ventajas y Desventajas de las mismas. Por último, realizamos un análisis crítico sobre lo que nuestra experiencia con distintos deportistas (Amateurs y Profesionales) nos ha enseñado respecto a este tema. ¡Vamos a ello!

¿Qué dice la Evidencia Científica?

La evidencia científica al respecto no es ni contundente ni clara, por lo que debemos ser realistas ante esta situación. Los “garments” compresivos, concretamente las medias, se han puesto especialmente de moda entre el deportista amateur y profesional en los últimos 10 años, y aunque anteriormente ya se investigaba sobre dichas prendas, la bibliografía científica al respecto podemos decir que es “joven” y por ello, no completa.

Existen resultados opuestos mostrados por diferentes estudios científicos que diferencian los efectos sobre el rendimiento en dos situaciones como son el ejercicio y el reposo, especialmente la recuperación Post-Ejercicio. Analizamos, a continuación, ambos escenarios para entender lo que dice la evidencia científica actual al respecto:

  • Durante el Ejercicio Físico: En una revisión sistemática y meta-análisis reciente (Da Silva et al, 2018), se analizaron los últimos 23 estudios realizados en atletas y/o deportistas Amateur sobre el uso de dichas medias en el ejercicio de intensidad elevada y su posible beneficio en el rendimiento. Se recogieron de dichos estudios, distintos parámetros fisiológicos asociados al rendimiento como el salto vertical, el VO2 máx, el VO2 submáx, la Concentración de Lactato y la escala subjetiva de percepción del esfuerzo de Borg. Se concluyó que ninguno de los anteriores parámetros mejoraron con el uso de las medias compresivas en el ejercicio. (1)
  • Para la Recuperación: Sobre la recuperación mediante dichas prendas, otra reciente revisión sistemática y meta-análisis realizada por investigadores españoles (Calleja et al, 2018), analizó distintos estudios encontrando resultados muy interesantes, aunque por desgracia, no concluyentes debido a su heterogeneidad. Se encontró cierta relación entre el uso de medias compresivas y la reducción de las enzimas Lactato-deshidrogenasa (LDH), la hinchazón muscular y la percepción subjetiva. El análisis de las medidas de potencia y de fuerza realizadas culminó con la conclusión de que la recuperación muscular fue más rápida con el uso de dichas prendas. En la misma línea, otro meta-análisis (Brown et al, 2017) concluyó que las prendas compresivas podrían ser eficaces para la recuperación deportiva y añadió que incluso podrían mejorar el rendimiento del día siguiente en pruebas de ciclismo. (2)(3)

 

Figura 1. ¿Qué dice la Evidencia Científica sobre las Medias Compresivas? (elaboración propia). 

Por lo tanto, respecto a la última evidencia científica, debemos de ser cautos ya que, como comentábamos, los resultados no son para nada concluyentes por el momento. Sin embargo, la ciencia parece querer decir que pueden tener cierto efecto positivo en la recuperación del ejercicio físico y, por lo tanto, puede ser útiles para tal fin. Por el contrario, su uso durante el ejercicio no parece estar contrastado científicamente, al menos de momento.

No obstante, más allá de lo que nos dice la ciencia, hemos de intentar siempre buscar practicidad a las cosas, y eso es lo que pretendemos en las siguientes líneas.

Posibles Ventajas

Como se comenta anteriormente y por la experiencia profesional, hemos podido observar, el aumento de la utilización de estas prendas se ha incrementado significativamente y nos basamos en ello para poder decir que, por lo menos a algunos atletas, les sirven este método, aunque únicamente sea mediante el conocido “efecto placebo”. Si nos basamos en la ciencia, se han visto que estas prendas podrían tener ventajas físicas, fisiológicas y e incluso psicológicas. Estas podrían ser alguna de ellas: 

  • Favorece el Retorno Venoso: Durante los últimos años tal y como lo han evidenciado diferentes autores, la compresión que producen estas medias sirven para que el tejido musculo-esquelético vaya más sujeto y así poder facilitar el retorno venoso al corazón. Aparte de los deportistas, de esta ventaja también se podrían beneficiar aquellos que trabajan muchas horas de pie (farmacéuticos, camareros,…), facilitando la circulación y atrasando el cansancio. Incluso a largo plazo, podrían evitar mayores problemas como hinchazones, retención de líquidos, varices,… 
  • En un estudio reciente (Gutachter E, Gutachter Z, 2016) observaron mejoras en la Potencia Media, en la Potencia Máxima y en la percepción de la Fatiga después utilizar la medias compresivas. 
  • Reduce la Vibración al que se somete el musculo por el impacto recibido y esto reduce la tracción del tendón. Por consecuencia el dolor muscular será menor. Para este caso, nos vendrían bien las medias de compresión cuando tengamos un entrenamiento donde vamos a estas muchas horas corriendo e incluso, entrenamientos cortos pero de mucha intensidad donde sabemos que el impacto será agudo. 
  • Beneficios Psicológicos: En un estudio realizado por Treseler y colaboradores en 2016 vieron que podría haber beneficios psicológicos que afecten positivamente a la recuperación post ejercicio. Unos de los efectos positivos podría ser la reducción del daño muscular. Parece ser que como en otros métodos de recuperación existe el efecto placebo y nos ayude en la recuperación psicológicamente.

 

Figura 2. Medias Compresivas: Ventajas y Desventajas (elaboración propia).

Para vuestra Ayuda os dejamos este VIDEO (con sus pros y contras) pero que puede ser una forma didáctica de entender lo que decimos:

https://www.youtube.com/watch?v=UxUvuTERJAA

Posibles Desventajas

Normalmente en todos los temas suele haber una división de opiniones y este no lo iba a ser menos. He aquí unas posibles desventajas que podrían tener la utilización de estas prendas desde la ignorancia o el desconocimiento: 

  • Exceso de Compresión: Un exceso de compresión en el musculo, aparte de ser incómodo y tener malas sensaciones, podría producir una obstrucción y tener graves consecuencias. Si la compresión es mayor de la debida, se podría llegar a una insuficiencia venosa y reducir el rendimiento en picado. Incluso se han visto casos donde la excesiva compresión a lesionado a atletas, produciéndoles pequeñas roturas fibrilares. Aparte de esto, Pirard y colaboradores (2016) vieron que una excesiva presión reducía la longitud de la zancada. 
  • Mala Selección de la Prenda: Teniendo en cuenta la variedad de productos que hay en el mercado hoy en día, fácilmente nos podríamos equivocarnos y no comprar prendas específicas para nuestro deporte. Pero, ¿entonces cuáles son las ideales?? En primer lugar, hay que tener claro que no todas las prendas balen para todos, existen varios factores a tener en cuenta como pueden ser; el nivel de circulación del atleta, la longitud y diámetro de las extremidades, somatotipo del atleta, deporte que realiza,… Pero generalmente hay unas pautas que deberíamos de seguir a la hora de comprarlos:          

Figura 3. Consejos a la hora de adquirir prendas de compresión y cómo conservarlas de una forma adecuada (Modificado de, Métodos de Recuperación: Urdampilleta y Mielgo-Ayuso, 2016).

  • Uso y Cuidado Inadecuado: Si no se siguen las indicaciones de uso y cuidado de estas prendas, como podrían ser el lavado, el secado y la colocación, podrían deformarse y perder las propiedades elásticas y con ello los beneficios que podría traernos. Para sacarles el máximo rendimiento, hay que recalcar que el lavado de estas prendas se deben hacer a mano y siempre en agua fría y sin casi frotar. El secado se debe hacer en una zona donde no le dé directamente el sol. Estos dos últimos puntos son muy importantes ya que el tejido elástico sufre mucho con el sol y las altas temperaturas. En cuanto a su uso, estaría bien que cada deportista analizara bien su perfil y tuviera en cuenta el nivel de circulación de sus extremidades, ya que el uso de estas prendas le podría perjudicar. 

Análisis Crítico

Respecto al uso de dichas prendas, una vez expuesto todo lo anterior, nos queda realizar una especie de análisis crítico sobre la información al respecto de su uso. Creemos, bien como profesionales, bien como deportistas, que falta, por el momento mucha información sobre sus uso y aplicaciones. Por poner un ejemplo, la presión ejercida por las prendas, medida en mmHg (asegurarse siempre una adecuada presión de 15-30mmHg en el tobillo, y una menor presión según asciende la prenda por la pierna) (Gómez y Urdampilleta, 2012), y que parece ser el parámetro clave para medir su efecto, puede ser muy variable debido a distintos factores. Entre ellos, la medida de la pantorrilla o muslo en su caso, el mantenimiento de las mismas que hace que dicha presión disminuya, la composición corporal respecto a la grasa localizada del musculo sobre el cual se ejercería la presión, y demás factores. 

Por ello consideramos que las aplicaciones actuales de dichas prendas son, por el momento, inespecíficas y que se necesita individualización al respecto y, sobre todo, profesionalización para su prescripción. Bien por parte de los fisioterapeutas, como encargados del “cuidado muscular” que son, o por parte de los Graduados/Licenciados en Ciencias del Deporte y la Actividad Física, como “preparadores del musculo” que podríamos considerar, se necesitaría un estudio más profundo y profesional de dichas aplicaciones.

Para saber más sobre los métodos de recuperación deportiva: http://www.elikaesport.com/index.php/novedades2/297-metodos-de-recuperacion-deportiva

Referencias

Brown F, Gissane C, Howatson G, van Someren K, Pedlar C HJ. Compression Garments and Recovery from Exercise: A Meta-Analysis. Sport Med. 2017;47(11):2245–67.

Calleja-González J, Mielgo-Ayuso J, Sampaio J, Delextrat A, Ostojic SM, Marques-Jiménez D, Arratibel I, Sánchez-Ureña B, Dupont G, Schelling X TN. Brief ideas about evidence-based recovery in team sports. J Exerc Rehabil. 2018;14(4):545–50.

Da Silva CA, Helal L, da Silva RP, Belli KC, Umpierre D SR. Association of Lower Limb Compression Garments During High-Intensity Exercise with Performance and Physiological Responses: A Systematic Review and Meta-analysis. Sport Med. 2018;48(8):1859–73.

Gutachter E, Gutachter Z. El efecto de las prendas de compresión deportiva en el rendimiento y la capacidad de recuperación en deportitas amateurs y profesionales. Trabajo de Finde de Grado. Universidad Alemana de Deporte. 2016.

Urdampilleta A, Mielgo-Ayuso J. Métodos de recupración deportiva. Editorial Elikaesport. 2017. http://elikaesporteditorial.com/inicio/22-metodos-de-recuperacion-deportiva.html

Pirard M, Gellaerts J, Muzic J, Peseux M y, Ménétrier A. Dose-effect response of elastic compression on stride length. Science & Sport. 2016; 31(6):355-358. 

Treseler C, Bixby WR, y Nepocatych S. The effect of compression stockings on physiological and psychological responses after 5km performance in recreationally active females. Journal of strength and conditioning research. 2016;30(7): 1985-1991.

Zorita-Gómez S, Urdampilleta A. Empleo de medias de compresión en el deporte: Evidencia Científica. Efdeportes, revista digital. 2012; 17 (175).

 

 

 

           

 

 

 

 

Leave your comments

Comments

  • No comments found